YO, PAOLA NUÑEZ SUÁREZ

Soy Paola, nací en Colombia, en una familia armoniosa, amorosa, somos 4 hermanos: Tatis, Yo, Rich y Alejo y nuestros Dadas (papá y mamá) bien presentes, mi familia es de buena contención.

 

Al finalizar mis estudios de Ingeniería Civil y especialización en Ingeniería Sanitaria me vine a vivir a Barcelona, y se me abrió un mundo de medicinas ancestrales, donde me sumerjo en saberes del ser humano, en cuerpo-mente-espíritu.

Al reconocer que muchas veces el origen de los desequilibrios físicos comienzan en la mente se despierta en ella el anhelo de aprender saberes para el tratamiento psicológico y así perfeccionar los resultados para sus consultantes.

Asiste a conferencias de Gnosis por un año, que le proporcionan herramientas de liberación, observando los mecanismos de acción-reacción que suceden en la mente, empleándolos en su vivir y compartiéndolo en sus propuestas de trabajo.

Adquiere el compromiso de subir a la montaña en Los Retiros de Luna durante cuatro años consecutivos, completando una vuelta en la Rueda de la Medicina, viviendo experiencias que han fortalecido su espiritualidad. Vivenció el poder del silencio y la quietud; a las que reconoce como altas medicinas, y, que le siguen aportando claridad, confianza, paz y tranquilidad para responsabilizarse de su realidad interna y en sus trabajos contribuir en el empoderamiento de mujeres y hombres en sus diversas etapas.

+La rueda de la medicina en Retiro de Luna es un diseño de ceremonia proveniente del  Fuego Sagrado de Itzachilatlan: organización tradicional espiritual conformado por hombres y mujeres de todas las edades, que conservan, protegen y difunden los conocimientos de pueblos indígenas de América. La medicina en los retiros es El Tabaco. Los retiros a los que ha asistido Paola han sido conducidos por la Mama Andrea Atekokolli.

“Entre Retiro de Luna y el siguiente, cuando quería saber como actuar en una situación o llegaban preguntas a mi de las que no tenían respuesta, me decía a mi misma: “en el Retiro lo sabré”. Después de terminar los retiros, cuando vienen a mi situaciones en las que no se que hacer, me tomo un día o más de silencio en rezo y llega la claridad y la paz.”

Colabora con el Observatorio por la Autonomía y los Derechos de los Pueblos Indígenas en Colombia ADPI y, en la visita del Mamo Arhuaco Calixto Suarez Villafañe, hace amistad con él, quien le enseña la Cosmovisión de su pueblo.

MEDICINAS ANCESTRALES

Inicié con Ayurveda, la medicina ancestral de India, estudié, leí y viaje a India, estuve en una consulta en Pune viendo los tratamientos y disfrutando de ellos.  En India caminé, comí, viajé, recé, tome fotos, muchos días en silencio al no cruzarme con otras turistas y volví como terapeuta en Masaje Ayurvédico.

Me presentan la Gnosis y por un año asisto a las conferencias; aquí aprendí herramientas de liberación mental, que uso y comparto.

Entro a colaborar con el Observatorio por la Autonomía y los Derechos de los Pueblos Indígenas en Colombia ADPI conozco a un Mamo )líder espiritual) Arhuaco, empezamos amistad y me enseña parte de la Cosmovisión, en la calma y lo simple.

Hay un año que entro en varios estudios: el postgrado de Ayurveda, Retiros de Luna, Cosmovisión Q’ero y el I Ching.

Estuve 2 años en el postgrado de Ayurveda, abriendo mi visión para leer y sentir a las gentes.

Comienzo la rueda de la medicina con los Retiros de Luna, 4 años consecutivos, subiendo a la montaña 4 días y 4 noches en silencio, en ayuno suave; para recordar el poder de mis aguas (de la menstruación), la sabiduría en el silencio y en la palabra.

Conocí un Mago del I Ching, tiene la visión: se le muestra cada hexagrama con imágenes, y comenzamos un grupo de aprendizaje, con él entablamos amistad y tenerlo cerca es enseñanza directa, es un ser libre.

En ese mismo año una amiga me propone organizar cursos y eventos a una escuela de Cosmovisión Andina Q’ero y estamos dos años. Aprendí rituales, enseñanzas y viajamos a Perú (Cuzco y Ausangate). Conozco de la cultura Q’ero, aprendo en el uso de la Mesa Andina, a llevar rituales y ofrendas. Es una experiencia maravillosa.

Conozco una abuela, mujer medicina de Mexico que trabaja con masajes y canaliza, yo le organizo una semana de trabajo, a los pocos días que ella se va, en una de mis sesiones de masaje estoy sintiendo los dolores de la persona en mi cuerpo y desde ese momento hablo con los cuerpos, es una forma de canalizar.

A partir del 2021 soy Danzante de Luna, es un diseño ceremonial para danzarle 4 noches a mis sueños, a mis rezos.

DE MIS VIAJES A COLOMBIA…

Como tallerista, canalizo información personal que ayuda a ordenar las historias de las personas, me sorprendo a mi misma sabiendo detalles de los que no se había hablado, y lo llamo Acompañamiento Emocional, es para solucionar conflictos; a veces en estas sesiones pregunto al I Ching.

Conozco a un Taita (líder espiritual indígena) quien trabaja con medicina y me presenta el Tabaco. Con este Taita nos hacemos amigos y me acompaña en procesos personales. Desde este momento el Tabaco es mi medicina.

Organizo un taller de dos días en Medellín y el segundo día diferente a lo pensado, dirijo la representación de las sexualidades de cada una de las personas del taller, siendo muy claro y liberador.

Me invitan a diferentes colaboraciones

– Una charla en una universidad en Bogotá, Conquista de la Paz Interior, para reconocer esos momentos que nos alejamos de nosotras mismas, una buena acogida de los estudiantes.

– Una charla para las familias del jardín infantil (así se le llama a la escuela para niñas y niños menores de 6 años), esa charla fue una bonita canalización del agua, tanto que al terminar yo estaba fría, fría.

– En un taller para niñas que tienen su primera menstruación, en Cataluña. Al viajar ese año a Colombia ordeno el taller para las chicas: hijas de mis amigas y mi prima están en esas edades, a quienes les propongo hacer un taller “Taller para nuevas Mujercitas”.

En medio del confinamiento me llega la información detallada de cómo liberar el inconsciente con las medicinas del I Ching, Tabaco y Mesa Andina y comienzo grupos de trabajo “Experimentación Corporal de Saberes Ancestrales”. Habitarse.

Me encantan los rituales, me encanta el mar, el río, llevarle flores, ofrendas y sentarme con un Tabaco. Se acompañar momentos especiales o de cambio con ritual.

Inicié un proyecto Musica I Pell, (es Música y Piel en catalán, la lengua de Cataluña), donde invito a músicas y músicos a una sesión de masaje y ellas cuentan de su experiencia; acercando esta sanación a los artistas.

Me apasionan los cristales, por ahora los acerco a mí y siento como van desbloqueando mis canales y cuando en mi cuerpo el cristal ya trabajo y sería en exceso mi cuerpo me lo deja muy claro. Nos acompañan en las sesiones, y pronto serán la sesión misma.

Soy sanadora, cada sesión es Holística Integral y está orientado a ordenar, a nivel físico, emocional, mental y espiritual. Las personas que entran en Jawira, experimentan el fluir de sus aguas.